sábado, 21 de noviembre de 2009

2012

No, no voy a hacer una crítica de la película, porque para empezar aún no la he visto.
Pero he estado pensando sobre este tema. Nos están bombardeando a documentales en Discovery, Odisea, Historia... Documentales interesantes y entrenetidos de ver, pero que no sé hasta qué punto tienen o no una base real.

Dejando de lado todo el tema de las profecías de Nostradamus, los Mayas, los Egipcios y la astrología, estos documentales se apoyan en datos "científicos" para respaldar las "predicciones" acerca del gran acontecimiento que se supone que sucederá alrededor del solsticio de invierno del año 2012. Según esto, no es que vaya a ser el fin del mundo, el apocalipsis... si no el fin del mundo tal y como lo conocemos.

Respecto a los datos científicos en los que se apoyan estas teorías, tengo que admitir que no tengo criterio para saber si son ciertos o no. No soy física, ni astrónoma, y aún me faltan conocimientos suficientes para saber si es verdad o no, pero paso a enumerar los acontecimientos astronómicos que, supuestamente, tendrán lugar:

1. En el año 2012 se producirá lo que llaman una alineación galáctica. El Sol se alineará con el centro de la galaxia, donde hay un enorme agujero negro. Es un fenómeno cíclico.

2. Habrá un pico en la actividad solar, es decir, que estará más activo de lo normal, nos llegará más energía procedente del Sol y las tormentas solares serán mayores y más frecuentes.

3. Inversión de los polos magnéticos de la Tierra. Aquí tengo que decir que este fenómeno es normal y frecuente en la historia de la Tierra (hablando en tiempo geológico), pero no se sabe cómo puede interactuar ésto con todos los aparatos eléctricos que tenemos (y de los que en gran medida dependemos) hoy día. Y sigo sin saber si es plausible que se vaya a producir una en un periodo breve de tiempo (vamos, de aquí a tres años).

4. En relación a la inversión de los polos, el campo magnético terrestre estará más débil, lo que nos hace más vulnerables a las tormentas solares que, como ya hemos comentado, serán mayores y más frecuentes. El campo magnético es un escudo frente a las tormentas solares y parte de las radiaciones que nos llegan del Sol. Al debilitarse, la Tierra será más vulnerable.

Bueno, pues aquí os dejo estos datos. Cada uno que se forme su opinión. Yo, por mi parte, no tengo. Si alguien puede confirmar o desmentir cualquiera de estos puntos, bienvenido sea. Y si algún profesor de astrofísica o geofísica se anima, mejor que mejor!!!